¿Cómo saber si los amortiguadores están bien? Según los datos del ministerio de Industria, Comercio y Turismo, la inspección de los ejes, ruedas, neumáticos y suspensiones ocupa el segundo lugar en defectos detectados en las ITV, con un 19,3%. Por razones de salud y de seguridad es esencial que los amortiguadores del vehículo respondan como deben mientras conducimos y hoy en el blog te explicamos cómo comprobar su estado y por qué son tan importantes.

Los amortiguadores son el contacto entre el chasis y los neumáticos y tienen una función clave en los vehículos. A diferencia de otros componentes del vehículo no tenemos ningún testigo que se nos ilumine en el salpicadero para alertarnos de una posible avería, pero si no están en buen estado aumenta el riesgo en la conducción. ¿En qué aspectos? Sobretodo en tres:

1- La distancia de frenado se incrementa de forma notable.

2- La conducción empeora: se pierde adherencia en las curvas, se pierde dirección y hay mayor riesgo de aquaplaning.

3- Deterioro de otras piezas del vehículo: rótulas, almohadillas, etc. Una buena pista pueden ser los neumáticos y fijarse en si su desgaste se acentúa en los extremos o en el centro.

El riesgo es evidente y por eso es necesario tomar precauciones. Los amortiguadores siempre deben cambiarse al menos después de 60.000 kilómetros, pero es bueno revisarlos cada 20.000. También podemos hacer una comprobación nosotros mismos. ¿Cómo? La forma más simple es apoyarse en el capó haciendo un poco de presión con las manos y soltarlo. Si vuelve al punto inicial sin problemas es que la prueba ha salido bien, mientras que si hay algún rebote es aconsejable una revisión.

Hay otras formas de controlar el estado de los amortiguadores. También se puede optar por la revisión ocular para comprobar si se detectan manchas de aceite. Y la tercera vía para encontrar anomalías es la conducción. Se puede notar en las frenadas fuertes y en las curvas, también si oyes ruidos extraños cuando pasas por un bache o al girar o incluso observar si con el vehículo parado se ve que está desnivelado hacia un lado.

Los amortiguadores son muy importantes y por eso en las inspecciones se comprueba que estén en buen estado. Si ha llegado la hora de pasar la ITV de tu vehículo recuerda que puedes ponerte en contacto con cualquiera de las estaciones PrevenControl por teléfono o a través de nuestra web para pedir cita. ¡Estaremos encantados de atenderte!