¡No pongas cinta aislante en el retrovisor roto! Es habitual ver este recurso de emergencia en coches aparcados en la calle para intentar retrasar un poco la sustitución de la pieza. Los retrovisores son esenciales para garantizar la seguridad del conductor y del resto de los usuarios de la vía y por eso en el blog de PrevenControl le dedicamos el capítulo 10 de la campaña Si vols anar bé, passa la ITV.

Los retrovisores se clasifican en seis categorías. En el caso de los turismos lo habitual es que lleven de Clase I (interior) y de Clase III (exterior principal pequeño). En este segundo caso, se sitúan uno junto al conductor y el otro, del acompañante. Cuando vengas a la estación ITV comprobaremos con inspección visual que sean los reglamentarios y homologados y que su ubicación sea la correcta. También observaremos el estado de las superficies de retro visión y que estén bien fijadas. No puede haber riesgo de caída.

En los últimos meses en el blog te hemos presentado todas las novedades vinculadas al retrovisor. Por un lado, los cambios en el Manual de Procedimiento de la ITV. En la versión 7.5.0. se ha modificado la parte relacionada con esta pieza del vehículo. El recurso de usar cinta aislante o similares para que no caiga se desvanece. Por lo tanto, si en la inspección se considera que existe riesgo de desprendimiento la falta no es leve, sino que ahora es grave. Y no obtendrás el nuevo distintivo ITV porque la inspección será desfavorable.

https://www.youtube.com/watch?v=OFaORtIiLyU&t=1s

La otra novedad que te hemos contado es la evolución del retrovisor. Algunos vehículos pesados de transporte y autocares ya llegan a la estación ITV con los nuevos, que bajo el nombre de Man Optiview ofrecen un servicio de cámaras que elimina los ángulos muertos y aumenta la visión de los conductores. Los inspectores miran en primer lugar que la instalación esté homologada. A continuación, comprueban que la visión hacia atrás desde el puesto de conducción sea el adecuado para el tipo de vehículo y clase de retrovisor. La DGT apuesta por el nuevo formato, que consta de tres cámaras enganchadas a los marcos de las puertas y envía la señal hacia la pantalla en el interior del vehículo. Nuevas tecnologías aplicadas a mejorar la seguridad de todos.

Los retrovisores son una pieza básica por razones de salud y seguridad. Siempre debemos tener la opción de poder ver qué tenemos en el lateral y detrás del vehículo. Por eso cuando vengas a pasar la ITV, asegúrate de revisarlos porque es necesario que funcionen correctamente. La solución de la cinta americana sólo debe servirte para que aguanten lo suficiente poder llegar hasta el taller, donde serán reemplazados. Si no, no podrás superar la inspección. En PrevenControl hemos puesto en marcha la campaña Si vols anar bé, passa la ITV con el objetivo de ayudarte a superar la inspección en el primer intento y los retrovisores son un elemento que controlar. Así ahorrarás tiempo, dinero y salud. Cuando sea la hora de afrontar la inspección con tu vehículo, no dudes en pedir cita en cualquiera de nuestras estaciones. Puedes hacerlo por teléfono o a través de nuestra web.